En este vídeo podrás ver algunas demostraciones de Kung-fu hechas por niños del Monasterio de Shaolín en China. 

El monasterio de Shaolín fue fundado en el año 495 d.C y es conocido por su relación con el budismo Zen y las artes marciales. Está situado en medio de un frondoso bosque y cerca del Monte Shao Shi en la provincia China de Henan.

A través del tiempo, otros templos se fueron uniendo a la orden de Shaolín, la cual combina un sistema de artes marciales, con el concepto de la no violencia. El vegetarianismo es parte de este concepto. ​

A pesar de que es un centro importante de las artes marciales, el Templo actual tiene poco que ver con el fundado por monjes guerreros del pasado; las exhibiciones son pensadas más bien para los turistas.

En la antigüedad el monasterio era dedicado a la meditación y la disciplina física. Hoy, este concepto ha cambiado.

El templo Shaolín, como muchos otros, tuvo que resurgir de las cenizas después de los años de destrucción cultural y de valores, causada por ‘La Gran Revolución Cultural’ llevada a cabo por Mao Zedong, líder del Partido Comunista de China entre 1966 a 1976, en el que murieron cerca de 80 millones de personas.

Monasterio de Shaolín.

Actualmente las escuelas de Kung-fu han proliferado por todo el mundo y se presentan como una buena alternativa para el trabajo del cuerpo y la mente, pero lejos de la parte espiritual budista.  

La disciplina diaria de los aprendices de Kung-fu shaolin comienza alrededor de las cinco de la mañana, con carreras, ejercicios técnicos, clases de matemáticas y lenguas, y entrenamiento físico. Está prohibido el alcohol.

A pesar de todo, debemos reconocer que el Monasterio de Shaolín, sigue siendo un referente importante en el área de las artes marciales en el mundo.

Aquí les dejamos el vídeo para que admires a estos niños talentosos que aparecen en él.

videoPlayerId=9e9943033

Ad will display in 09 seconds

© Video by Esteban Leguía

Share