Sweetie, una Bull Terrier inglés, de cinco años de edad, recibe un masaje relajante después de la ducha.

Resulta que la perra se había lesionado. “Una vez estuvo muy enferma y ahora está mucho mejor”, escribió la dueña, Colette.

Ha pasado por varias rondas visitas al médico en 2018 y todavía sufría de dolor ocasionalmente.

“A veces le doy masajes para consolarla”, dijo Colette. Aunque está mucho mejor, es para que también se sienta amada y cómoda”, agregó Colette.

En el video publicado por newsflare en su cuenta de Rumble puedes ver a esta adorable perrita disfrutando del ‘mejor masaje’.

Te puede interesar:

videoPlayerId=7034340ba