Este cachorro no quiere nada más que la atención de su dueño y hará todo lo posible por lograr su objetivo.

Riot, una mezcla de Bulldog Francés, le encanta que le rasquen el pecho y no quiere que su dueño se detenga, como puedes ver en el video publicado por Newsflare en su cuenta de Rumble. 

Pero cuando su dueño se detiene, no espera ni 2 segundos, extiende una pata y exige que continúe.

¡Podrían estar así todo el día incluso si fuera por el pequeño canino!

Te puede interesar:

videoPlayerId=2e5598790