Este niño de tres años no pudo contener su entusiasmo por jugar con burbujas. Su principal forma de comunicación era el lenguaje de señas, pero un día pronunció la palabra “burbujas”.

¿Lo has pasado mal últimamente y te cuesta encontrar una razón para sonreír? Tenemos la cura, y viene en la forma de un niño increíblemente precioso.

Permítanos presentarle a un niño que irradia una alegría tan pura e interminable que ha captado los corazones de millones en menos de un minuto.

El niño de tres años tiene necesidades especiales y se comunica principalmente a través del lenguaje de señas. Pero recientemente, dejó a sus padres atónitos y encantados cuando pronunció el nombre de su cosa favorita: burbujas.

Facebook – 13 WHAM ABC

En un adorable video casero grabado por sus padres -y posteriormente publicado por 13 WHAM ABC- vemos que nada hace que este niño se alegre tanto como el simple pero mágico placer de ver las burbujas de jabón flotar en el aire.

Facebook – 13 WHAM ABC

Cada vez que mamá sopla más burbujas hacia su hijo, escuchamos el sonido más hermoso. Se escuchan las risitas cuando él no puede contener su emoción, su cara se ilumina. Es como si estuviera tratando de decir: “Mamá, ¿estás viendo esto? ¡Es increíble!”.

Facebook – 13 WHAM ABC

A medida que desaparecen, él inmediatamente busca más. “Todas se fueron. ¿Quieres más?”, pregunta su madre. “¿Como lo dices?”.

videoPlayerId=e4923045a

El niño enrosca su pequeña cara hacia arriba, balbuceando, “Buh buh buh buh”. Y su ternura es recompensada.

Facebook – 13 WHAM ABC

Una vez más, el niño simplemente no puede creer lo que ve cuando ve las esferas flotantes. Claramente, él ya conoce el secreto de la felicidad: ¡más burbujas!

Facebook – 13 WHAM ABC

Y desde que el video comenzó a circular en la Internet, ha transmitido esa felicidad a millones. La gente no puede tener suficiente del pequeño cuya risa puede hacer que incluso la persona más gruñona esboce una sonrisa.

¿Te sientes mejor ahora? ¡Eso pensamos! No hay absolutamente nada como el sonido de la risa de un bebé, después de todo. Sus padres deben apreciar cada día con él. Qué bendición tener un hijo con un espíritu tan dulce.

Te puede interesar:

videoPlayerId=06630351a