John Cooper, de 84 años, un sargento retirado del ejército de los EE. UU. Es la definición de un verdadero patriota.

Era ciego al color desde nacimiento y nunca había podido ver los verdaderos colores de la bandera estadounidense. ¡Este devoto veterano tendrá una gran sorpresa!

Su nieta Kristin Ottolino y su hijo John Cooper son daltónicos. Así que cuando tuvieron la oportunidad, compraron un par especial de lentes especiales para él.

Estas gafas permiten que las personas que son ciegas al color vean los colores como lo hace el resto de las personas.

John recibe una media de Navidad y encuentra un par de gafas de sol en el interior. Lo primero que hizo este veterano de 84 años después de ponerse las gafas fue mirar la bandera estadounidense. Es obvio que este tipo rudo se siente abrumado al ver toda la belleza de todos los colores que lo rodean.

Su familia cariñosa colocó globos en todos los colores y Kristin incluso se puso un suéter verde brillante para darle a John la oportunidad de disfrutar de la diversidad de colores.

videoPlayerId=1c2373901

¡Este héroe luchó tan duro y finalmente tuvo la oportunidad de ver la bandera en su verdadera gloria! Es cuando este veterano de la Guerra de Corea declara que la bandera “siempre fue hermosa”.

Su hijo dice: “Papá, te mentí, eso no es solo un par de gafas de sol, sino un par de gafas que te ayudarán a no volver a perder el color. ¡Mira a tu alrededor!”.

¡Él viejo es rudo y no muestra mucha emoción, pero en el fondo, ¡es el hombre más afortunado del mundo!

Te puede interesar:

videoPlayerId=a184a3401